Garitma, Hombre con ventana en la cara, fantasía, dibujo marcador sobre papel
Poemas

No puedes callar

·

Nunca harás silencio
Porque en el momento
en que tu boca
esté cerrada
tu rostro nunca callará.
Es una ventana abierta
que deja entrar hasta la mirada
más esquiva
y deja escuchar fuerte y claro
lo que estás pensando.

¿Son cosas buenas las que llegaste
a pensar de mí? o tal vez ¿Son malas?

No tienes que preocuparte de ello
porque yo prefiero
entrar
por
la
puerta.