La perfección es aburrida

Esta es una frase inesperada que debes usar cuando alguien te diga que debes ser como no quieres ser. Sal corriendo de ahí, es una trampa que va a hacer que caigas en el círculo tan aburridor de la perfección.

Puede que esta frase inesperada genere una buena discusión imperfecta. Pues los perfectos aguantan que algo no salga como lo planearon. Puedes darle la razón porque la discusión puede ser infinita si el perfecto no gana. Por último rematas la conversación diciendo: El mundo es de los imperfectos, y sal corriendo.